Breves del Évora Edición No. 1716

Les explicamos “El Milagro” de “Memo” Galindo en Mocorito

Cuando Guillermo “Memo” Galindo Castro asumió el cargo como presidente municipal de Mocorito; la gente decía que se ocupaba un milagro para sacar adelante a dicho municipio, el cual tras casi 90 años de haber sido gobernado por el PRI estaba hecho pedazos, en la ruina y quiebra financiera. La verdad no se miraba por donde le iba entrar “Memito” para empezar a trabajar, estaba muy complicado el panorama y su margen de tiempo era muy corto… y lo sigue siendo.

Es cuestión de días y horas para que este hombre cumpla un año gobernando, un año que es medido y cuantificado en un documento llamado “1er. Informe de Gobierno de Labores”, mismo que apenas hace la semana pasada presentó ante cientos de mocoritenses y representantes de gobierno de distintas dependencias, asimismo acudieron líderes y personajes políticos que hoy en día juegan un papel muy importante en lo que se viene para la contienda electoral del 2018.
“Memito” Galindo presentó su primer informe el sábado 9 de diciembre… y con ello dio respuesta a todas las dudas, señalamientos, críticas, halagos y murmullos de barrio y ranchos. Ahí detalladamente rindió cuenta de todo lo que hizo en un año… ahí presentó “el milagro” que en un principio nadie creía que sucediera en un año, tal vez hizo bien en encomendarse a Dios una y otra vez, pero siendo analíticos y con los pies en la tierra, el trabajo de Guillermo Galindo no es obra de la casualidad, ni de milagros, eso era algo que se miraba venir. Para los periodistas y analistas políticos (los de verdad eh…no esos asaltantes que se disfrazan de periodistas para pedir dinero) desde hace tiempo miraban y presagiaban que venía cosas buenas para el municipio de Mocorito. Las razones son muy obvias, muchos las ven pero no las quieren reconocer, y es que “Memo” Galindo tiene grandes fortalezas que incomodan a cualquier rival y hasta sus compañeros políticos.

-Para empezar…¡es un “Galindo”!!, una familia que tiene muchas relaciones, amistades, palancas….o como le quieran llamar, además actualmente cuenta con familiares que ocupan grandes e importantes puestos de gobierno, “de las grandes ligas”, precisamente un primo hermano de él, es quien se encarga de asignar recursos a los estados y municipios. Por esa razón, con todo y crisis a Mocorito no le ha ido tan mal… ya ven que el apellido Galindo sí pesa, la sangre es la sangre.

-Otra fortaleza es una propuesta de campaña que cumplió al pie de la letra, se trata de la honestidad y transparencia de recursos. Dijo que iba poner la administración publica en una pecera… ¡y lo cumplió!!. Hoy en día Mocorito ocupa el segundo lugar a nivel estatal en el tema de transparencia y rendición de cuentas, eso ha impedido cualquier acto de corrupción o desvíos de recursos, lo que a su vez llevó a tener unas finanzas más sanas y fuertes. Para que se den una idea, actualmente las cuentas públicas de Mocorito han sido aprobadas con números positivos y además en el primer año de gobierno lograron la increíble hazaña de reducir la deuda pública a casi la mitad, es decir que

en municipio endeudado durante décadas, ahora con “Memo” Galindo están a punto de quedar libre de deudas y poder hacer uso completo de los presupuestos para invertirlos en la ciudadanía. En menos de un año se cumplieron las metas recaudatorias y muchas fueron superadas a más de MIL PORCIENTO, y no es que ahora la gente en Mocorito pague más impuestos, sino que ahora ese dinero entra al ayuntamiento, cuando antes se iba la bolsa de los funcionarios.
Y por último, esa honestidad permitió que se invirtieran millones en obras de construcción para la ciudadanía mocoritense, fueron más de 264 millones los que en este 2017 le cayeron a Mocorito: La carretera Mocorito-Guamúchil hoy esta hecha y no quedó en una promesa más como decían “Pepito” y Gloria Himelda, además hace unos días consiguieron 6 millones para construir un tramo más en la carretera de El Valle. En agua potable consiguió más 24 millones para construir nuevos pozos de agua y crear un acueducto que alimentará la cabecera municipal y que en los próximos días ya estará beneficiando a la población, se arreglaron tuberías que no se atendían en más 40 de años y se extendió la red de agua potable, los caminos rurales fueron rehabilitados con una inversión de más de 11 millones, 15 obras de pavimentación y así podemos mencionar grandes obras, etc. etc.
-Pero la mayor fortaleza de “Memo” Galindo es la diplomacia y gran capacidad para gestionar recursos, porque de nada le hubiera servido su apellido “Galindo” y palancas sino supiera tocar puertas en donde debe y cuando se debe. No se trata nomás de pedir y ya, o estar como “cuchillito de palo” molestando en la Ciudad de México o Culiacán. El presidente municipal de Mocorito en el 2017 demostró y dio catedra a sus colegas de cómo bajar lana y aplicarla en beneficio de pueblo. Sus constantes salidas a la Ciudad de México, Culiacán y Estados Unidos le rindieron buenos frutos para el municipio y la prueba ahí está en el informe con una gran aportación federal, estatal y apoyos de paisanos.
Por ello repito que no se trata de un milagro u obra de la casualidad. Lo que hizo “Memito” este 2017 es algo digno de admiración y ejemplo para otros alcaldes que solo piden por pedir o reclaman por llamar la atención a manera de caprichos. Con ello demostró el gran apoyo que le han dado desde gobierno del estado, gobierno federal y el apoyo moral y político que le ha dado confianza al lado del maestro Héctor Melesio Cuén Ojeda.
Como quien dice: “Qué tapadón de boca” les acaba de dar a aquellos sínicos rivales políticos y periodistas que semana tras semana se burlaban y difamaban el trabajo de Guillermo Galindo, quienes por cierto ahora no encuentran que criticar y optaron decir que algunas casas en Mocorito están muy feas, que el gobierno debe arreglar eso también. Una crítica que lejos de ofender o ser algo cómica, indica que en Mocorito las cosas están muy bien, ya que críticas por corrupción, falta de resultados o cosas que realmente que le competen al gobierno… no las hay, sólo queda el coraje y frustración de quienes querían ver hundido a Mocorito.
Concluyendo, Guillermo “Memo” Galindo hizo más en un año que Hernán Cuevas, “Pepito” Quiñonez, Gloria Himelda, Juan Avilés y Javier Cervantes. Ahora en el 2018 le toca al pueblo de Mocorito decidor sí sigue por ese camino o regresa a la era oscura del PRI con Sinforoso “Polochito”, Olga Peña, Alfredín Carta Blanca o Marco Irizar.
Lo que comenzó en enero con la venta de la suburban presidencial, hoy está culminado exitosamente en ese mismo sentido, al optimizar recursos y no gastar el dinero del pueblo en lujos innecesarios o entregándolo al sindicato para que un puño de trabajadores vivan como ricos en municipio pobre.

Comparte esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 3 =