Homenaje al Maestro

Desde que la humanidad comenzó a transmitir cultura es decir: conocimientos, artes, oficios o preparar para funciones en la sociedad, cuenta con una profesión la cual es de las más antiguas e imprescindibles en todo pueblo: la docencia.

No solo es una profesión, es también una vocación y un rol social.

Es una profesión porque requiere de una base de conocimientos y aptitudes reconocidos, una mejora constante en el ejercicio docente y estar siempre actualizado para desempeñar de la mejor manera su trabajo, el cual no es una labor que se ejerza solo en la escuela.

Un maestro o maestra sigue trabajando cuando, en casa, se aparta un poco del resto de su familia para preparar su clase del día siguiente, cuando, después de haber cumplido con su horario laboral, se lleva al hogar exámenes y tareas para revisarlos. Incluso cuando en un momento aparentemente de ocio, se le encuentra leyendo. Esa también es una actividad relacionada con su trabajo.

Como se ve, de lo anterior, el quehacer del maestro trasciende las paredes del aula. Se es educador en todo momento y para eso no solo se requiere la preparación académica y pedagógica, la cual es ineludible; sino una base humana que algunos calificarían como un “don”.

Es pues una vocación y se realiza con esmero y entusiasmo.

Por la implicación de todo su tiempo, de su mente y de la influencia que ejercen en sus alumnos, independientemente del nivel educativo que sea, son un elemento muy importante en toda sociedad. Su actividad es un rol como ciudadanos para el desarrollo de la patria.

La figura del maestro es muy importante y merece ser respetada, tanto por la sociedad en general como por los colegas mismos.

Todo ser humano es potencialmente un maestro, ya que tiene la obligación moral y natural de transmitir algo, porque todos, sin excepción, tenemos algo que compartir y algo que enseñar, así como también algo que aprender.

Ante lo anterior viene a mi mente una frase que dijera el Ché: “El conocimiento nos hace responsables”.

Javier E. Zepeda Osuna

Comparte esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − 17 =