Recorre Quirino zona rural del norte para llevar apoyos

Un helicóptero de la Fuerza Aérea Mexicana aterrizó en El Fuerte con 1.5 toneladas de víveres provenientes del Sistema DIF Sinaloa

 Por segundo día consecutivo, el gobernador Quirino Ordaz Coppel realizó un recorrido por las zonas afectadas por la depresión tropical 19-E en el municipio de Ahome y también sobrevoló comunidades de El Fuerte, pero ahora acompañado como ayer por la noche por el director de la Comisión Nacional del Agua, Roberto Ramírez de la Parra; y el director de Protección Civil de la Segob, Ricardo de la Cruz Musalem.

El primer punto que visitó el mandatario estatal fue el Poblado 6, en el municipio de Ahome, donde platicó con decenas de habitantes que resultaron afectados con la interrupción de los servicios de agua potable y energía eléctrica, y luego de visitar algunas de sus casas para ver las necesidades particulares de cada familia, anunció que se les atenderá con apoyos de despensas alimenticias, agua y colchonetas, además de que giró instrucciones al secretario de Salud, Efrén Encinas, quien también lo acompañó, para emprender una inmediata campaña de fumigación, al igual que en todas las comunidades donde el nivel del agua todavía no baja del todo.

Ordaz Coppel destacó que con la Declaratoria de Emergencia que la Secretaría de Gobernación ya emitió para 11 municipios del estado, se atenderá lo más urgente, como es el suministro de agua embotellada, alimentos y colchonetas con recursos del Fonden, mientras que al obtenerse posteriormente la Declaratoria de Desastres Naturales, se obtendrán recursos públicos para la reconstrucción de la infraestructura dañada, como carreteras, puentes, escuelas, entre otras.

“A partir de hoy llegan los apoyos a las comunidades. Por eso es tan importante platicar con la gente, ver con los ojos la realidad en estas comunidades, no se podía accesar, no se podía llegar por la interrupción que hay en las carreteras, ustedes saben que hay varios tramos también que están interrumpidos por las lluvias, pero de lo que se trata es ir precisamente viendo, atendiendo los servicios básicos como es agua potable y luz, luego las necesidades ya particulares”, dijo el gobernador.

Enseguida, el mandatario estatal, quien también se hizo acompañar por su esposa, Rosy Fuentes de Ordaz, presidenta del Sistema DIF Sinaloa, realizó un sobrevuelo por la zona inundada del valle de El Carrizo, y descendió en la comunidad Chihuahuita, donde visitó el albergue ubicado en las instalaciones del Conalep 116, para platicar con las familias evacuadas y refrendarles el compromiso de que no se les dejará solos. Después de esta visita, sobrevoló la zona afectada del municipio de El Fuerte, como Mochicahui.

El gobernador Quirino Ordaz Coppel también agradeció el apoyo del Ejército Mexicano, para el traslado de víveres a lugares apartados, y justamente mientras se realizaba este recorrido, arribó al aeródromo de El Fuerte un helicóptero Puma de la Fuerza Aérea Mexicana con 1.5 toneladas de víveres, que contenían agua embotellada, leche en polvo, pañales desechables, ropa, colchonetas, cobijas, calzado y despensas alimenticias, provenientes del Sistema DIF Sinaloa.

Por su parte, el director de la Comisión Nacional del Agua, Roberto Ramírez de la Parra, dio a conocer que en este momento el tema de las presas ya está controlado, pues la presa “Eustaquio Buelna”, que representaba el mayor riesgo al alcanzar el 144 por ciento de su capacidad de almacenamiento, a partir de las 6 de la mañana ya empezó a recibir menor cantidad de agua, lo que permitió reducir los desfogues de 500 metros cúbicos por segundo, a 200 metros cúbicos, mientras que respecto a la presa Huites “Luis Donaldo Colosio”, dijo que se encuentra estable.

“Ahorita nos encontramos estables en la parte del almacenamiento de las presas y en este momento ya no vemos un riesgo en el tema de las presas. Ayer sí lo teníamos, sí estábamos preocupados por lo que estaba sucediendo con la presa Eustaquio Buelna, pero hasta este momento estamos estables, no tenemos ningún problema y el pronóstico para las siguientes 48 horas, los siguientes tres días, es halagador, no vemos que pueda haber precipitación, entonces ahorita estamos en una situación que nos ayuda de alguna manera pasar de la etapa de la emergencia a la parte de la reconstrucción correspondiente para poderle ayudar a las familias a que regresen a la normalidad”, informó.

Ramírez de la Parra agregó que en cuanto a los daños a la agricultura se harán frente por medio del Programa Cadena, operado por la Sagarpa, sin embargo, dijo que pudo haber sido peor si el fenómeno se hubiera presentado 10 días más tarde, cuando ya estuvieran en pie en su mayoría los cultivos de soya.

“Tenemos una ventaja, al final del camino, el ciclo agrícola está a punto de empezar, nos agarró justo antes del ciclo agrícola por fortuna, entonces si bien hay unas cuestiones de soya que sí se vieron dañadas de la gente que ya había empezado a sembrar, gran parte de la tierra no había empezado la siembra correspondiente, no había empezado el ciclo agrícola. Estamos a un par de semanas de empezar el ciclo agrícola”, reiteró.

También acompañaron al gobernador Quirino Ordaz Coppel y a los funcionarios federales, el secretario de Desarrollo Sustentable, Álvaro Ruelas Echave; el secretario de Salud, Efrén Encinas Torres; el presidente municipal de Ahome, Manuel Urquijo Beltrán; y la alcaldesa de El Fuerte, Nubia Ramos Carbajal.

 

Comparte esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × 3 =