Los Puntos Sobre las ÍES… Semanario No. 1629

Porqué no le entraron…?

Las definiciones pertenecen a los definidores…Y no a los definidos.  Toni Morrison

Mucho se especuló hasta hace pocos días sobre las presuntas posibilidades de que el hoy Diputado federal independiente Manuel Clouthier Carrillo o Heriberto Félix Guerra fuera el candidato del PAN para la gubernatura de Sinaloa, incluso pese al condicionamiento de Héctor Melesio Cuen de entrarle con su Partido Sinaloense a la Alianza con Acción Nacional y el PRD siempre y cuando fuese él quien la encabezara.

Las propuestas chocaban entre si, mientras la dirigencia estatal encabezada ahora por el Dip. Adolfo Rojo Montoya negociaba con Cuen y lograba sacar el acuerdo mayoritario de los consejeros para proponerlo ante el Comité Nacional, que no ha dado su aceptación sino que se ha inclinado por una encuesta o sondeo interno para definir entre sus militantes que aspiran (Martín Heredia Lizárraga, Francisco Salvador López  Brito y Roberto Cruz Castro) a uno que participe en una elección abierta frente al badiraguantese Héctor Melesio Cuen Ojeda.

Sin embargo hasta el momento de escribir estas líneas, el alto mando panista no lanzaba la convocatoria correspondiente.

Mas aun, en el Comité Nacional panista se venía trabajando en la búsqueda de una respuesta positiva de Clouthier Carrillo, la mejor opción en la opinión de los mandos nacionales panistas que tenían como segunda opción a Heriberto Félix Guerra.

Sin embargo, a finales del reciente mes de enero, los dos personajes solicitados por un sector del panismo definieron públicamente sus posiciones rechazando su participación como candidatos del PAN o su alianza de supervivencia.

La situación del PAN sinaloense, su pérdida de fortalezas ideológicas y militancias, el desprestigio en que se ha sumido por los escándalos agravados con el caso de la Diputada Lucero Sánchez por su presunta relación con el narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, o bien los criterios personales de los citados personajes que eran buscados para la candidatura, desecharon cualquier posibilidad.
Heriberto Félix Guerra definió claramente su postura y criterio en una carta que hizo circular el 29 de Enero en la que afirma ser un hombre de convicciones que no se presta a hacer cosas con las que no está acostumbrado.

Dice Félix Guerra en su misiva: “Sigo creyendo en el bien común, en la rectitud de intención, en la honestidad, en la dignidad del ser humano”.

Y añade: “Hay quienes piensan que la única forma de luchar y participar es desde el Gobierno, yo estoy convencido de que hay otros caminos. Seguiré trabajando con valor y con valores desde la sociedad civil, promoviendo el espíritu emprendedor y la participación ciudadana, claves para la transformación de nuestro México.”

Clara dedicatoria para quienes buscan el poder por el poder y dejan de lado las convicciones ideológicas que dan sustento y fortaleza al pensamiento para tomar decisiones que tiendan a mejorar la calidad de gobierno y el servicio a la ciudadanía en la búsqueda de una patria ordenada y generosa.

Por su parte, el hijo del “Maquío” Clouthier que en la lucha paterna por un México mejor tiene su principal bandera, define su posición en un artículo publicado en El Universal titulado “Sinaloa en crisis” en el que habla de la crisis profunda por la que atraviesan los partidos políticos y concluye en destacar que jamás pensó en la posibilidad de aceptar por el momento candidatura alguna.

Comienza por el PRI, apuntando que está en crisis “porque sigue siendo el PRI de antaño, en una época en la que el poder está fragmentado y es más difícil mantener los modelos de control autoritario que en otro tiempo operaron”.

Luego de analizar la situación del tricolor sigue con el PAN: “…está en crisis porque ya no es el PAN donde se pretendía influir en la formación de ciudadanía y en la democratización del país para “combatir el mal con abundancia de bien” y lograr erradicar los males del autoritarismo, patrimonialismo, abuso del poder y corrupción que nos inyectó en las venas el viejo régimen priista. El PAN sinaloense no fue ni oposición ni gobierno, solo cómplice.”

Señala que el PAN de Sinaloa está atrapado por el oportunismo, que decidió entrar una vez más a la pepena de candidatos buscando quién les pueda elevar la taquilla electoral aun cuando aquello signifique volver a pisotear todos los principios y valores que su ideario pregona.

Cita como ejemplo de ello la alianza con el Partido Sinaloense, que dirige Melesio Cuen y el PRD, similar a la elección local de 2013 cuando postuló a la candidata Lucero Sánchez, quien hoy es diputada local y da cuenta por sus presuntas relaciones con el narcotraficante “El Chapo” Guzmán.

Pregunta Clouthier en su artículo: “¿Quién propuso a la señora Lucero Sánchez para ser candidata del PAN-PRD-PAS? ¿Quién la avaló y aceptó en el PAN?”

A la izquierda apenas la roza y comenta que tiene muy pocas excepciones como la diputada Imelda Castro del PRD y el ciudadano José Antonio Ríos Rojo de MORENA, entre otros, que si son representantes de una izquierda de lucha con dignidad.

Concluye señalando: “He guardado silencio en estos días sobre la sucesión sinaloense porque me niego aceptar que me he bajado de un carro al que nunca me subí. He sido claro: seguiré esforzándome por aportar a la construcción de un mejor país desde la diputación federal y desde ahí crear mis opciones con tiempo, sin improvisación, con trabajo, organización y estrategia como lo hice para lograr la candidatura independiente y la diputación federal en 2015. Los que me conocen saben que no estoy a favor de proyectos personales o caudillistas, sino que mi lucha es por causas y que me gusta hacer las cosas bien.”

Mas claro, ni el agua.

Clouthier, como lo manifesté en varias ocasiones y tribunas jamás se subió al carro de la búsqueda de una candidatura panista o aliancista.

Tiene proyecto si. Lo creo. Pero muy diferente al partidismo devaluado.

Lo veremos mas adelante con la bandera independiente.

Eso creo.

Y ahí están las causas de Clouthier Carrillo y Félix Guerra para no entrar en esta contienda.

Las banderas en juego no son de su agrado.

Comparte esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 − cuatro =